martes, 29 de julio de 2014

Vuelta al Aneto 2014

Un año más hemos vuelto a Benasque en Julio a darle la vuelta al Aneto depositando de nuevo la confianza en la organización de la carrera y su propósito de enmienda respecto al año pasado.
Crónica año pasado VOL. 1
Crónica año pasado VOL. 2
Es por ello de justicia decir que se lo han currado y que aunque el tiempo (La méteo) ha jugado a nuestro favor, cosa que el año pasado no ocurrió, ellos han mejorado mucho y han dado un servicio perfectamente a la altura, enhorabuena!
Dicho esto, yo llegaba con muchas dudas dado mi mínimo volumen de entreno a pata este año pero con la imperiosa necesidad de saber sobre el terreno como me encontraba realmente de cara a la cita en Chamonix dentro de un mes.
Muertico de miedo estaba de que la prueba saliera mal y tener que apurar más de la cuenta estas escasas 3 semanas de entreno que nos quedan.

Así pues mi objetivo era rodar y sentir, no buscaba un tiempo, ni un puesto ni nada, sólo saber.
Esta vez visita express, llegar el Viernes, recogida de dorsales, briefing, saludo a compañeros y para la fragoneta.





















El sábado amanecía demasiado pronto, a las 4 de la mañana toca diana para desayunar, así es imposible, no me entra nada pero forzamos con los líquidos, pequeña "siesta" y 1 hora del comienzo de la prueba a disfrazarse, un último fregado de BEST endurance a las piernas y para la línea de salida.
Hace frío y soy el único que apura con el "plumas" hasta última hora, comienzan los nervios y las dudas, la mente trabaja en combatirlas.
El speaker da la salida, vamos para allí, seriedad, buena letra, a hacer las cosas bien, es fundamental no cagarla los primeros metros e ir rallado todo el camino. Importante que no se te caiga nada, que no te claven unos bastones o que no notes rozamientos o dolores tempraneros.
Vamos, vamos, todo marcha, poco a poco voy tirandillo, adelantando y siendo adelantado, cada uno se va retratando para bien o para mal, yo a lo mío.
Hasta Renclusa es terreno "facilón" y llego con la primera chica, Mercedes creo que se llamaba, muy seria y concentrada, anda muy bien, a partir de ese "avi" no la vería más, creo que no paró.
Poco a poco nos metemos en materia, llegamos a Barrancs, de donde se sube hasta en infinito (Alias collado de Salenques), un poco de aglomeración que no te permite ir todo lo rápido que quisieras pero los descansos hay que tomárselos como bienvenidos y no desesperarse. Aquí vamos con la segunda chica, Marta Escudero, que peleará toda la carrera para coger a la 1ª  y sobretodo porque no le alcance la 3ª.
No voy mal, en terreno técnico me manejo bien y encabezo un grupo de unos 8 cuando a pocos metros de la cuerda fija del primer nevero serio el terreno se vence a mi pisada y me precipito rodando para abajo, daría unas 2 o 3 vueltas de campana y aterrizaba sobre la cabeza. Oigo "Crack" y pienso que adiós la prueba, adiós Chamonix y a ver como salgo de ahí.
Me incorporo, me toco rápidamente la cabeza que había crujido y no detecto sangre, me siento pues estoy algo mareado y veo que estoy peor del cuádriceps y glúteo que de la cabeza, me he llevado una buena ración de golpes, los músculos se agarrotan y me quedo ahi sentadico mientras me pasan no menos de 20 corredores (Se interesan un poco por mi pero tampoco mucho, vamos a lo nuestro, cagüen...)
Al rato (Un buen rato) decido continuar al menos hasta el collado, agarrado a la cuerda casi ni atino con los pasos, que buen trabajo de tallado de escalones por parte de la organización, sin ellos lo mismo no llego.
Llego al collado sin mi característico buen humor, casi paso de largo pues bastante tengo con lo mío, me ven las heridas  me dicen que hay un puesto médico algo más abajo. Me tiro para abajo cual zombie y en la nieve, algo inusual en mi, las paso un poco mal por mi falta momentánea de equilibrio pero apaño medio bien, hay mucha menos que el año pasado.
Al llegar al control médico ya no voy tan mal de dolores pero voy de bajonetti de fuerzas, el tortazo me ha debido de bajar la tensión, no sé.
Asi pues paso de largo el control médico, no vaya a ser que algún médico se lo tome en serio y no me deje continuar.
Salvo como puedo (Más mal que bien) el collado sin nombre, bastante guarrete, sin clara senda y con mucha yerba larga de esa que es letal.
En la bajada de este collado me alcanza un grupo de unos 6 y me pego a ellos, con su charla y su ritmo me empiezo a volver a sentir bien, me tomo un gel y me vengo un poco arriba, parece que lo que me hacía falta era un chute ¿Porque  no lo habría tomado antes?































Este es el momento de la bajada donde seguí a este chico, muy majo y nos perdimos.
Foto: Monrasín. 

Así pues ya un poco más enchufados nos pasamos de largo un cruce y acabamos bordeando el lago previo a la subida a Llauset por la otra orilla, la equivocada, hasta que me percato del tema y detengo al grupo, si no me "cosco" acabamos en Baqueira tomando el vermouth. La gente duda pero yo lo tengo muy claro y un chico castellonense afincado en Jaca se viene conmigo, alcanzamos Llauset bastante bien, nos entendemos y palante!
En "avi" de Llauset muy bien, me sienta de lujo, sobretodo el cafetazo que me tomo, eso es gloria!! El chico del que os hablaba me "invita" a continuar juntos y para allí que vamos, tras charlar con unos chinos y ejercer de intérprete en inglés entre ellos y la organización salimos hacia arriba.
Nos queda la última subida seria del día, la cogemos con moral, yo ya me he venido un poco más arriba y vamos pasando gente, a esta altura ya esta todo muy estirado y no se pasa a mucha pero me choca alcanzar a varios el "Grand Trail".
Vuelvo a alcanzar a Marta que sigue como 2ª chica y que había perdido tras la caída en Salenques, comentamos la jugada y para adelante, coronamos juntos.
Desde aquí ya todo para abajo (Pero con mucho trabajo), hartos de piedras llegamos a la pista de Vallibierna, llevo los pies, por la humedad muy justos y me cuesta mantener una carrera limpia y buena, pero le echamos un par, parece que podemos bajar de 11 horas si lo hacemos bien.
























Piedras y más piedras, aqui ya más pequeñas llegando a Vallibierna. Con mi compa Emilio.
Foto: Monrasín.

Hace un rato que ya el resto se han quedado atrás incluida Marta, pero no vendrán muy lejos y a estas altura cada palo aguanta su vela, no hay para más...
Poco a poco me voy viniendo abajo por el dolor de pies y para colmo le aprieto una patada a una piedra que me ha dejado el dejo negro negro, que dolor!
Vamos, llegamos a la senda y continuamos.
Tras el cruce de la pista con Senarta ya me vengo a menos y me cuesta mucho ya correr a ritmo, hago lo que puedo, me pasan un par y alcanzo a otros dos, ahí anda el juego, la cabeza contra el dolor.



























Poco a poco la idea pasajera de bajar de 11 horas se diluye, que pena, lástima no haber llevado mejor los pies. Así pues por fin veo Benasque y sé lo que me espera, sé que una vez que entras en la avenida de los Tilos eso es un festival y un desbordar de sentimientos, te vienes arriba y abajo en cada zancada, estremece ver a la gente echada a los lados aplaudiéndote y los niños chocando la mano. Conforme llegas a meta y ves la alfombra roja casi no puedes aguantar las lágrimas, los últimos 50 metros los hago aplaudiendo al respetable, es muy de agradecer todo el apoyo que recibimos allá donde llega la gente a animar GRACIAS.

Llego cansadete/molidete, la verdad, bastante petado de los pies y con las secuelas propias de la caída sufrida, pero que sensaciones!! Estos "momenticos" es algo que jamás se podrá pagar con dinero, siempre lo digo.
Allí está Helena esperándome, que gozada, me dice que lo hemos hecho muy bien y me abrazo a mi compañero de fatigas que me presenta a su familia, ¿Sabéis que? Entonces no sabía ni su nombre, pero la montaña y el esfuerzo compartido tiene estas cosas que tampoco se pagan con dinero, por cierto.
El cuerpo me pide agua y poca comida, muy bien el corralito que preparó la organización, estuvimos muy agusto. No veo muchos conocidos por allí, me intento fijar por si veo a Carlos Nuin, Crespo, Ruperto o a algunos de estos, no se da el caso y me voy para el polideportivo, voy a visitar al médico, alguna herida tiene mala pinta.
En el polideportivo hay un set médico muy bien atendido y unos cuantos corredores enchufados al gotero. Parece que la única herida que necesita intervención es la de la espinilla, limpieza, anestesia y a coser, 3 punticos y antibiótico para 10 días. Me comentan que es muy recomendable los corredores estar vacunados de tétanos, que dura 10 años y que dadas nuestras constante heridas nos puede venir muy bien.
Cosido e hidratado me voy para la ducha del polideportivo, es agua fría!!!! De aquella manera nos duchamos pero bueno, habría sido "bonito" tener también caliente para limpiarnos como es debido... somos duros pero según para que, más blandos.
Finalmente y valorando la prueba quedo satisfecho, casi temía no acabar y sin embargo la sensaciones fueron tirando a buenas, puedo mejorar varios aspectos y lo haré en la medida que pueda en las próximas 3 semanas. Aspectos como el calzado, la hidratación, el descanso, etc.. .bueno, hay conclusiones para sacar y luego que la diosa fortuna esté de tu lado.
Puesto 46 (No sé cuantos salimos al final, unos 600) y unas 11 horas, no venía buscando puesto, no tengo capacidad para ello, pero para un "matau" como yo meterse en el top 100 siempre es una alegría, o más bien un bonito número.
Si no fuera por la caída y sus consecuencias casi me habría quedado satisfecho de mi participación, pero ahora, por desgracia para mi, tendré que volver el año que viene a disfrutar del sufrimiento, jejejeje...


Un abracico a todos, a ver si voy recopilando fotos y pongo alguna por aqui.


4 comentarios:

DIARIO DE UN CORREDOR.... dijo...

Muy buena crónica Borja y creo que el tiempo que hiciste no está nada mal !! Si no llega a ser por la caída, pero bueno...otra vez será o igual te toca bola ganadora en CCC.

Muy mal a toda esa gente que paso a tu lado sin decirte nada cuando te caiste, seguro que esos mismos si algún día sufren una caída así esperan ayuda de otros corredores.

El año que viene me gustaría estar por Aneto en alguna de las carreras aunque si te soy sincero me impone un poco lo técnico que es el recorrido, si ya con buen tiempo resulta complicado con peores condiciones...bueno ya veré.

Venga que te queda el último mes para Chamonix !! Creo que lo harás bien, seguro que si.

ánimo y a disfrutar del monte como tú sabes. Un saludo !!

bOrJa dijo...

Gracias Korrikolari!
Bueno, en pruebas tan largas si no te pasa una cosa, te pasa otra, es dificil mantenerse regular, eso si, el dia que te sale te la gozas!
Tienes que animarte a "Benasquear", el recorrido y las vistas son espectaculares, aunque es duro, si.
Vamos animados a Chamonix, lo importante es llevar la cabeza bien.
Un abrazo

Unai-faroleras dijo...

Menos mal que algunos no necesitais casco con la cabeza tan dura.

No sé cómo deberías andar de fondo, tiempos, etc. para la CCC, pero seguro que de mentalización y concentración vas 100%. Y creo que en una prueba con tantas horas pateando eso es lo más importante. Luego el físico tendrá que acompañar, claro esta, pero bueno, te conoces, sabes que piano-piano lo tienes.

A por ello!

bOrJa dijo...

Aúpa Unai, gracias por tu comentanda!
Para un deporte que hago que no requiere de casco voy y me la doy!
Como tu dices aquello es una prueba de resistencia asi que además de la forma que nunca es suficiente pues juega mucho más valor el hecho de alimentarse bien, hidratarse mejor y no sufrir percances "ajenos" o propios. Llevar controlados temas rozaduras y saber sacar adelante momenticos de bajón.
Asi que sabiendo esto... vamos para alli, no sé como irá pero creo que llevamos mimbres para al menos acabar, quien sabe.